Artritis Reumatoide: Síntomas y Tratamientos Naturales
Artritis Reumatoide: Síntomas y Tratamientos Naturales
August 24, 2022
La Verdad Sobre Las Grasas Saturadas Del Aceite De Coco | Coco March
La Verdad Sobre Las Grasas Saturadas Del Aceite De Coco
August 26, 2022

Vitamina D: ¿Es Cierto Todo Lo Que Se Dice Sobre Ella?

Vitamina D: ¿Es Cierto Todo Lo Que Se Dice Sobre Ella?

La carencia de vitamina D se considera un problema de salud pública mundial. Según las estadísticas, unos 1.000 millones de personas a nivel global presentan deficiencia de vitamina D. Incluso se estima, que el 50% de la población presenta insuficiencia de esta vitamina.

Últimamente han surgido comentarios, que han hecho creer erróneamente que la vitamina D es milagrosa. Esto ha incidido, en que muchas personas estén convencidas de que tomarla en altas dosis les permitiría mejorar diversos problemas de salud.

De este tema, que cada día se profundiza gracias a la investigación, voy a hablar a solicitud de Francesca. Ella es una seguidora de Dakota del Sur, madre de familia y abuela de tres nietos. Francesca me comentó, que en el pueblo donde vive las personas acostumbran a escuchar la radio frecuentemente.

Y precisamente en un programa dedicado a la salud, entendió que era importante exponerse al sol, para producir vitamina D.

Ella me comentaba, que siempre ha sido de quienes piensan que lo bueno debe realizarse en grande. Por ello interpretó, que a mayor cantidad de sol, mayor la producción de vitamina D. Sin embargo, al segundo día de estarlo haciendo, comenzó a sentir agotamiento, calambres musculares, dolor de cabeza y mucha sed.

Inmediatamente su esposo la llevó al médico, donde la estabilizaron, evitando consecuencias. Ella le explicó la situación al médico, y él le aclaró que en verano quince minutos tres veces por semana era suficiente para sintetizar vitamina D. Por supuesto le mencionó, que podía mejorar los niveles mediante los alimentos y suplementos.

Ella decidió comunicarse conmigo, para que le brindara mayor información acerca de esta vitamina.

Generalidades acerca de la vitamina D

Este año la vitamina D cumplió un siglo en ser descubierta. Según los especialistas, el estudio de la vitamina D tal como la conocemos se inició en 1922. Ese año, el bioquímico estadounidense Elmer McCollum y sus colaboradores lograron describir una sustancia antirraquítica.

Dicha sustancia presentaba la propiedad de regular el metabolismo del sistema óseo. El nombre asignado a esta vitamina surge por el cumplimiento de la secuencia en ser descubierta, así al ser la cuarta se denominó vitamina D.

Durante las últimas décadas, se ha volcado mucho interés científico sobre las investigaciones acerca de la vitamina D. Este gran despliegue investigativo, posee su fundamento en el papel que cumple la vitamina D. Además de su participación en el metabolismo del calcio y sistema óseo, también cumple funciones destacadas en procesos no esqueléticos.

Se sabe que todos ellos se ven desequilibrados cuando ocurre una deficiencia de la vitamina D.

Según la ciencia, la producción de vitamina D en la piel por efecto de la luz solar (UVB) se eleva en niveles de exposición solar, que no queman la piel. El metabolismo posterior de la vitamina D ocurre en el hígado y riñón, respectivamente.

Vale destacar, que la vitamina D presente en los alimentos de origen vegetal se denomina vitamina D2 o ergocalciferol. En cambio, la vitamina D presente en alimentos de origen animal se denomina vitamina D3 o colecalciferol.

Se ha determinado, que la vitamina D en cualquiera de estas formas es inactiva. Y para poder funcionar biológicamente debe ser activada a su forma hormonal denominada calcitriol.

¿Es la piel la principal fuente de vitamina D?

Según la ciencia, la vitamina D puede ser sintetizada en la piel cuando nos exponemos a la luz solar. En la piel, a partir del colesterol, se produce un compuesto denominado 7-dehidrocolesterol. Este compuesto presente en la dermis y epidermis, posee la capacidad de absorber los fotones de luz.

¿Es la piel la principal fuente de vitamina D?

Cuando esto ocurre, el 7-dehidrocolesterol se transforma en previtamina D3. Esta sustancia es inestable y rápidamente se convierte en colecalciferol o vitamina D3, penetrando en la dermis. Allí se une a la proteína transportadora de vitamina D y llega al hígado, donde es metabolizada a su forma activa (calcitriol).

De acuerdo a los estudios se ha logrado establecer, que un 65 % del 7-dehidrocolesterol se encuentra en la epidermis, el resto se encuentra en la dermis. Según algunos estudios experimentales se ha logrado verificar, que el 50 % de la previtamina D3 puede llegar a transformarse en la piel a vitamina D3 en 2,5 horas.

Así, a las 12 o 24 horas luego de la exposición solar ocurren las mayores concentraciones sanguíneas de vitamina D3.

Según la ciencia la piel es la mayor fuente de vitamina D. De hecho, para la mayoría de la población el 90-95% de los depósitos corporales de esta vitamina dependen de la síntesis cutánea por la exposición solar.

Se ha observado, que a pesar que el contenido de 7-dehidrocolesterol disminuye con la edad, los ancianos expuestos a la luz solar podrían satisfacer sus necesidades de vitamina D.

¿Cuánto tiempo de exposición solar necesito para producir vitamina D?

Según los investigadores, exponernos al sol durante 5 a 15 minutos diarios en cara y brazos puede ayudar a mantener niveles adecuados de vitamina D. Especialmente, si esto se realiza en las épocas de otoño, primavera y verano.

¿La exposición solar intensa puede ocasionar producción excesiva de vitamina D?

Según los expertos, aunque se realicen exposiciones prolongadas o se expongan extensas zonas de nuestro cuerpo a la luz solar, no se produce colecalciferol en exceso. Es decir, no se ha logrado comprobar, que el colecalciferol sea capaz de provocar intoxicación.

La explicación de la ciencia es que, durante la exposición solar parte de la previtamina D3 sufre una disminución de su concentración.

¿Los adultos mayores sintetizan igual cantidad de vitamina D que los jóvenes?

Las investigaciones han logrado determinar, que existen diversos factores condicionantes para la síntesis cutánea de vitamina D. Un factor que ha sido bien corroborado, es el de la concentración de 7-dehidrocolesterol en la epidermis. De esta forma se ha observado, que las personas ancianas presentan una menor cantidad de 7-dehidrocolesterol en su piel.

Así, una persona mayor de setenta años puede producir solo el 25% de vitamina D que otra de veinte años expuesta a la misma cantidad de luz solar.

¿El color de la piel influye en la producción de vitamina D?

Desde hace tiempo se sabe, que la producción de vitamina D en la piel depende de la cantidad de melanina. Se ha cuantificado incluso, que las personas que poseen mayores niveles de melanina en la piel, requieren exposiciones más prolongadas al sol para producir la misma cantidad de colicalciferol.

De acuerdo a la ciencia, esto está relacionado con la capacidad que tiene la melanina de absorber los fotones solares. Así, la cantidad de melanina presente en la piel posee efectos sobre el estado de la vitamina D. Esto acarrea, que una piel más oscura inhibe su producción.

Por ejemplo, una persona de piel clara necesita unos quince minutos al sol para generar suficiente vitamina D diaria. Sin embargo, una persona de piel más oscura necesitaría de treinta minutos a tres horas.

Se ha determinado, que la melanina puede absorber las radiaciones UV perjudiciales. Este efecto puede proteger las células de los daños provocados por la exposición al sol en el ADN.

No obstante, se ha determinado que las poblaciones que poseen elevados niveles de melanina y habitan en latitudes altas presentan mayor probabilidad de sufrir una deficiencia de vitamina D.

Igualmente, la exposición al sol para la mayoría de las personas que viven en latitudes altas (zonas de clima frío), que requiere ropa protectora todo el año, es bastante limitada.

¿Qué ocurre sobre la síntesis de vitamina D si empleo protección solar?

Según las investigaciones, las prácticas de protección solar pueden ocasionar una disminución importante de la síntesis de vitamina D. Ello incluye limitar la exposición solar, empleo de sombreros, ropa protectora y bloqueadores solares. Este efecto ocasiona una menor producción de vitamina D3 y de su forma activa calcitriol.

De acuerdo a los expertos, los protectores con factor de protección solar (FPS) superior a 8 reducen la capacidad de la piel para producir vitamina D en un 95%. Se sabe, que los protectores solares en crema que poseen FPS de 15, provocan una reducción de más del 98%.

¿Cómo influye la estación, el clima y la latitud sobre la síntesis de vitamina D?

Se ha determinado, que la intensidad de la luz solar presenta diversas variaciones considerando la estación del año, latitud u hora del día. Estos factores, poseen un efecto directo sobre la síntesis cutánea de vitamina D.

Se ha corroborado, que en la estación invernal los rayos solares ingresan en la tierra con un ángulo más oblicuo. Debido a este efecto, una gran cantidad de fotones son absorbidos por la capa de ozono. Incluso, durante las primeras horas de la mañana y las últimas de la tarde el ángulo con el que inciden los rayos solares en la tierra es más oblicuo.

Esto ocurre en cualquier estación del año. Es por ello, que los expertos recomiendan exponerse al sol, en el rango de las 10 de la mañana hasta las tres de la tarde

En lugares ubicados en latitudes superiores a los 37º al norte y al sur del Ecuador, el número de fotones de luz que llegan a la superficie terrestre es menor. Este efecto es más evidente especialmente en la época de invierno. Se ha observado, que en este caso específico, la síntesis de vitamina D es prácticamente cero.

Los especialistas recomiendan tener prudencia a la hora de exponerse al sol. Principalmente debido al riesgo de envejecimiento prematuro y cáncer de piel.

¿Se puede obtener suficiente vitamina D solo de los alimentos?

De acuerdo a los especialistas no resultaría imposible obtener la dosis de vitamina D empleando las fuentes dietéticas. Sin embargo, no son muchos los alimentos que contienen cantidades suficientes de vitamina D.

Dentro de ellos destacan:

  • Queso cheddar: 1 onza aporta 12 UI (2% IDR)
  • Huevo (grande): 44 UI (6% IDR)
  • Hígado de ternera cocido: 3 onzas aportan 42UI (5% IDR)
  • Setas blancas crudas expuestas a LUV, ½ taza: 366 UI (46% IDR)
  • Aceite de hígado de bacalao: una cucharada aporta 1.360 UI (170% IDR)
  • Trucha arco iris de factoría: 3 onzas aportan 645 UI (81% IDR)
  • Salmón de altamar rojo cocido : 3 onzas aportan 570 UI (71% IDR).

Muchos de estos alimentos se consumen en los Estados Unidos, sin embargo, no son de fácil adquisición por todos o no se hace posible consumirlos con frecuencia. De allí la importancia de emplear un suplemento con vitamina D y realizar exposiciones solares controladas.

¿Es posible obtener colecalciferol o D3 mediante un suplemento?

Los investigadores han logrado establecer, que cuando una persona posee bajos niveles de vitamina D se incrementan los riesgos cardiovasculares. Esto ocurre con mucha frecuencia en personas mayores. De hecho, de acuerdo a lo que se ha observado, con el tiempo se disminuye la síntesis de vitamina D3.

Asimismo, se ha determinado que esta vitamina posee un efecto sobre el sistema inmune. De hecho se ha establecido, que logra alargar la vida útil de los glóbulos blancos, células fundamentales del sistema inmunitario.

Del mismo modo, la vitamina D al ser una vitamina liposoluble se almacena en nuestro tejido graso. Ello favorece que el tejido óseo absorba adecuadamente el fósforo y calcio.

Un suplemento elaborado según los más altos estándares de calidad, como el VITAMIN D3 + K2, permitiría suplir los requerimientos de vitamina D.

Este suplemento, ha sido diseñado cuidadosamente en mi laboratorio y el mismo contiene además vitamina K2. De acuerdo a los expertos, esta vitamina liposoluble, logra complementar el efecto de la vitamina D, al promover la acumulación de calcio en el tejido óseo.

Este efecto se produce gracias la activación de la osteocalcina. Esta molécula, es muy necesaria para depositar el calcio en los huesos. Igualmente, posee un efecto sinérgico con la vitamina D sobre la formación del tejido óseo.

Incluso, participa en la prevención de la osteoporosis, de allí su importancia tanto en los periodos de crecimiento del hueso, durante la menopausia y al envejecer. Sobre todo, porque en este momento el tejido óseo tiende a perder su estructura, incrementándose el riesgo de padecer osteoporosis.

Concluyendo

De acuerdo a lo que se mostró podemos rescatar, que sobre la vitamina D existen actualmente muchas dudas. La importancia de la ciencia, ante esta vitamina con comportamiento de hormona ha sido fundamental para comprender, que es muy fácil padecer su deficiencia.

De acuerdo a ello existen algunos factores, que pueden ser solventados pero otros que no dependen exclusivamente de nosotros.

Esta vitamina denominada “del sol” no es simplemente un compuesto, que puede generar nuestra piel cuando se expone a los rayos solares. De hecho, además de sus efectos conocidos como fijadora de calcio y fósforo, es también potenciadora del sistema inmune. Asimismo, según estudios recientes, influye sobre la energía del sistema muscular.

Como sabemos, la pérdida de fuerza muscular contribuye en un alto grado en el incremento del riesgo de sufrir caídas. Y por supuesto sus consecuencias como el padecimiento de fracturas, especialmente en adultos mayores.

Como se sabe, los principales aportes de esta vitamina se logran mediante la síntesis en nuestra piel. Sin embargo, posee una serie de elementos, que pueden impedir que se sintetice adecuadamente. A manera de ejemplo destacan la edad, melanina, empleo de protección solar, latitud, época del año y hora del día.

De allí la importancia de acceder a fuentes alimenticias adecuadas, y emplear suplementos de vitamina D de alta calidad. Esto permitiría contar con niveles adecuados de esta vitamina a nivel corporal.

Para Francesca la información que le envié, y que también comparto en el post, fue de mucha utilidad. Ella realmente se sintió muy emocionada al lograr profundizar sobre aspectos importantes acerca de la vitamina D. Comprendió en primer lugar, que no se debe abusar de lo que se considera bueno, sin antes manejar mayor información.

“Entre el 50% y el 90% de la vitamina D se absorbe por la piel a través de la luz solar, mientras que el resto procede de la dieta. Para prevenir la carencia de vitamina D se necesitan 20 minutos de sol diarios con más del 40% de la piel expuesta. La síntesis cutánea de vitamina D disminuye con el envejecimiento.

Dr. Omeed Sizar

St. Lucie Medical Center

Florida

Si te ha gustado este artículo y tienes un interés sincero en aprender cómo puedes vivir más sano, me gustaría regalarte una copia de mi último libro #Yo Puedo con la Dra. Cocó.

Sí la página te da un mensaje de error es porque no has entrado la dirección bien. Vuélvelo a intentar, asegurando no haber dejado ningún espacio antes, después o entre las letras de tu dirección.